Aquí encontrarás respuestas

Me he quedado reflexionando ante uno de los carteles de la JMJ. Esta es la frase que me ha impactado: “¿Te haces preguntas? Aquí encontrarás respuestas”.

Frase destinada a los jóvenes, porque se supone que son los que tienen más preguntas que contestar. Es el momento de las grandes cuestiones: cómo orientar la vida, profesión, valores, familia, trabajo, espiritualidad. Momento de grandes opciones: laico, religioso, sacerdote? De plantearse la vida en el estudio o el trabajo. De decidir cómo vivir su espiritualidad.

A los ochenta años ya está todo decidido, aunque hay gente que llega a los cien con las preguntas de los veinte y sin respuestas que llevarse a la vida. Cosas. Es lo más cómodo.

¿Qué respuestas ofrece la JMJ a los jóvenes? Pues varias cosas importantes que se van a encontrar en Madrid:

  • Convivencia con jóvenes de todo el mundo.
  • Actividades culturales que van a intentar unir fe y cultura
  • Catequesis de obispos en varios idiomas hablando de Cristo, del seguimiento, de ser santos, de vivir en la Iglesia
  • Oración y celebración de la fe
  • Encuentro con el papa en la oración y la celebración de la Eucaristía
  • Una experiencia de iglesia que acoge y convoca
  • Una presentación de las diversas formas de ser cristiano en el mundo: festival de la vida religiosa, encuentros de seminaristas…

Ahí pueden encontrar respuesta a sus inquietudes.

Creo firmemente que la respuesta a las grandes inquietudes del hombre están en Cristo y tan y como lo presenta la Iglesia católica. Creo que las ansias de libertad, solidaridad, entrega, superación, trascendencia se encuentran de forma definitiva en Cristo, el Hijo de Dios. Y creo que la Iglesia católica es quien hoy lo hace llegar con mayor fidelidad en mensaje, en celebración, en criterios morales.

El problema es que vivir a Cristo en la Iglesia y en radicalidad es una apuesta dura, exigente, que reclama la vida entera. Por eso nos hemos inventado eso de que cada cual tiene sus respuestas, cada uno su vida, que lo importante es ser fiel a uno mismo y que la iglesia católica irremisiblemente se hunde ahogada en su falta de adaptación al mundo de hoy.

Hoy habla el evangelio de dar todo por el Reino. Y somos muy cicateros. Creo en Cristo, pero en el mío. Soy de la Iglesia pero no me fío de ella por si acaso. La moralidad, la mía. La misa, si puedo. Confesarme, con Dios. La oración convertida en soliloquio psicológico.

Si tenemos preguntas, la respuesta está en Cristo. Una buena confesión, oración diaria, misa los domingos y a ser posible diaria, cumplir los mandamientos de Dios y de la Iglesia, ejercitarse en las obras de misericordia. Eso da paz, alegría y colma todas las expectativas del hombre.

Pero claro, si empezamos diciendo que me confieso con Dios o peor aun que no tengo pecado, que la misa es mejor ir cuando “lo sienta”, que los mandamientos atan porque son ley, y que lo que hay que hacer es amar a todos sin concretarlo en nada… pues eso, que ná de ná.

Esta entrada fue publicada en Vivir en cristiano. Guarda el enlace permanente.

7 respuestas a Aquí encontrarás respuestas

  1. ¿Qué es la Verdad?
    Le preguntaba Poncio Pilatos a Cristo….

    La Verdad la tenía delant, pero era incapaz de reconocerla.

    “Yo soy el Camino, la Verdad y la Vida”

  2. Blanca dijo:

    “Si tenemos preguntas, la respuesta está en Cristo”
    Gracias por las enseñanzas que ofreces en esta entrada.
    Un abrazo

  3. Blanca dijo:

    “Hoy habla el evangelio de dar todo por el Reino. Y somos muy cicateros. Creo en Cristo, pero en el mío. Soy de la Iglesia pero no me fío de ella por si acaso. La moralidad, la mía. La misa, si puedo. Confesarme, con Dios. La oración convertida en soliloquio psicológico”.
    Toda la entrada hoy es la pura realidad….

    Qué las JMJ sean para todos jóvenes y mayores unos dias que nos hagan descubrir la autentica vida crisitana, vivir en crisitiano y nos despierten del letargo en que la socedads actual nos ha ido llevando y nos hemos dejado llevar.

  4. Muchos de los problemas que estamos viviendo, a mi parecer, se deben a la falta de diálogo en la familia, a la apatía religiosa, a la pérdida de valores y a la asignación de actividades que responsabilicen al joven en algo concreto. Este encuentro de millares de jóvenes con su Santidad y con la fe, sin duda alguna traerá una buena cosecha y en la medida en que ellos encuentren respuesta a sus incógnitas las actitudes negativas se disiparán y se afianzará la fe y el compromiso social con cada uno de los implicados en este magno evento. Lamento no estar presente porque son aprendizajes de vida que modifican nuestros esquemas y nos ayudan a crecer como seres humanos y como cristianos.

  5. maribelad87 dijo:

    Dejar a Dios ser Dios en nuestra vida es el gran hallazgo para cualquier ser humano. El problema es cuando nosotros nos erigimos en dioses de nuestra vida.
    Maribel

  6. Betsi dijo:

    “Cristo es la respuesta”

    Jorge, gracias por hacernos llegar tan excelente y valiosa reflexión. Ilumina nuestras vidas.

    Benedicto XVI será “el Papa de la esperanza” en la JMJ Madrid 2011.

    A menos de un mes de la JMJ, el Prefecto de la Congregación para el Culto Divino y la Disciplina de los Sacramentos, Cardenal Antonio Cañizares Llovera recordó que el Papa anunciará a los jóvenes la gran esperanza que necesitan. “La persona de Jesucristo, para que ellos le sigan sin ningún miedo, ahí donde está el futuro, ahí donde pueden encontrar respuesta a los grandes problemas que ellos tienen”.

    El Sacramento de la Penitencia “es el Sacramento de la esperanza”, tema del que el Santo Padre ha hablado en muchas ocasiones, “este Papa ha escrito una Encíclica a la esperanza – Spe salvi-, es el Papa de la esperanza, y nos quiere decir una vez más dónde está la esperanza, en la redención de Jesucristo, en la persona de Jesucristo que es el único que sana”.

    link: http://www.aciprensa.com/noticia.php?n=34184

    Que Dios les bendiga a todos !!
    Betsi.

  7. Ana Azul dijo:

    Dios nunca nos niega las respuestas a nuestras preguntas. Lo que pasa es que a veces no recibimos las respuestas que deseamos o más bien, no sabemos escucharle.
    Saludos
    Ana

Los comentarios están cerrados.