Nula formación. Malos argumentos

El pasado viernes la comisión para la doctrina de la fe de la conferencia episcopal sacaba una “Notificación sobre algunas obras del prof. Andrés Torres Queiruga” en la que pone en entredicho la catolicidad de algunas afirmaciones del dicho profesor. Hasta ahí, nada que añadir. No soy quien ni para juzgar las obras de Torres Queiruga, para eso me falta mucha sapiencia, ni para sospechar por principio de la conferencia episcopal. Han pensado que debían sacar la nota, pues perfecto. Uno la lee y saca sus consecuencias.

Evidentemente esta nota ha suscitado una catarata inusitada de artículos y comentarios en uno y otro sentido. He leído cosas, y la verdad es que me he quedado perplejo por la poca formación de tantos comentaristas, por tanto lugar común, por absurdos que no vienen a cuento.

Pues aunque esto que de hoy un poco largo, voy a ello. Considérenlo como penitencia en semana santa.

“En la iglesia no hay libertad de expresión”.  Claro. Ni en el Real Madrid, ni en Esquerra republicana de Catalunya, ni en la asociación de olivareros de Jaén. Que un olivarero miembro de la asociación diga que la junta directiva engaña a los socios, que administran mal el dinero, que el aceite de oliva es malo y que lo que realmente cuida la salud es el girasol. Pues le pasa lo mismo que a un militante de Esquerra defendiendo la monarquía y el capitalismo neoliberal. En la Iglesia uno puede decir lo que quiera, otra cosa es que uno pretenda que lo que él diga, sea lo que sea, ha de considerarse doctrina de la iglesia. Pues sepa que lo que usted dice o enseña no es la doctrina de la iglesia. No es tan difícil de entender.

“La señal de que uno va por el buen camino es que sea condenado por el papa y los obispos”. Esto es directamente una gilipulluá (con permiso de Tip y Coll). Es más, hay gente que llega a decir que la garantía de que algo es genuinamente evangélico es que haya sido condenado por el magisterio. Porque según esto lo que habría que hacer era dejar de leer a san Agustín, santo Tomás, san Juan de Ávila o dejar de fijarse en la beata Teresa de Calcuta o en el santo cura de Ars, que nunca fueron condenados por el magisterio, y empaparnos de Donato, Pelagio, Arrio, Lutero, Calvino y Jansenio. Anda que estamos buenos…

“No necesito a la Iglesia para saber lo que es la auténtica fe en Jesucristo”. Esto anda que no es antiguo. Se llama protestantismo. Muy viejo. Precisamente la diferencia entre los protestantes  y los católicos es que un católico cree en el magisterio, para un protestante no existe, cree en la libre interpretación de la Escritura.

“Torres Queiruga sabe más teología que los obispos”. Eso para empezar es muy difícil de demostrar. Lo más que puede afirmarse es que tenga más grados (doctor) o que tenga más publicaciones. Pero nada más. Es más, saber mucha teología no es garantía de saber mucha teología CATÓLICA. Bultmann, Barth o Calvino son grandes teólogos, pero protestantes. Además olvidamos algo esencial: que los teólogos tienen su misión y los obispos la suya. Por eso dice el Concilio Vaticano II en la constitución Dei Verbum que “Los exegetas católicos, y demás teólogos deben trabajar, aunando diligentemente sus fuerzas, para investigar y proponer las Letras divinas, bajo la vigilancia del Sagrado Magisterio”. Por tanto cuando los obispos dicen algo a un teólogo, no sólo no están coartando su libertad de expresión, sino que están cumpliendo con su obligación. Lo que ocurre es que uno tiene la impresión de que el mundo está al revés: todos los teólogos son infalibles y todos los obispos andan equivocados, y el papa no es infalible porque lo dice el teólogo Fulanítez que por lo visto no se equivoca nunca.

A todo esto se le añaden otros ingredientes como iglesia represora, retorno de la inquisición, obispos ultramontanos, la pederastia del clero y las riquezas del Vaticano y ya está el correspondiente refrito.

Jorge eres un conservador, un carca, fascista, ultramontano y además te huele el aliento…

Cómo estamos…

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Formación, Vivir en cristiano. Guarda el enlace permanente.

12 respuestas a Nula formación. Malos argumentos

  1. "abrazados a la VERDAD" dijo:

    Queiruga se ha convertido en otra escusa en manos de los que le gusta atacar a la Iglesia. En realidad, creo que ninguno de los que están criticando la notificación eclesial se ha leído la obra del “teólogo” o el porqué de la notificación. En fin.
    Saludos!

  2. Blanca dijo:

    Saludos, Jorge,
    TE COPIO:” Habría que hacer era dejar de leer a san Agustín, santo Tomás, san Juan de Ávila o dejar de fijarse en la beata Teresa de Calcuta o en el santo cura de Ars, que nunca fueron condenados por el magisterio, y empaparnos de Donato, Pelagio, Arrio, Lutero, Calvino y Jansenio. Anda que estamos buenos…”.

    Así son las cosas….No es nada nuevo , pero….Sigue, que ya ves lo lejos que han llegado tus enseñanzas.
    ¿Qué tal vas de tu lesión del pié?
    Un abrazo
    http://www.isladesentimientos.es/

  3. Totalmente de acuerdo con su artículo, me alegra poder leer en su blog temas tan razonables y de acuerdo con la doctrina de la Iglesia, algo que debería ser habitual entre católicos, pero que por desgracia no lo és tanto.

    Paz y Bien, le sigo con mucho gusto.

  4. Martina dijo:

    Jorge hola!
    En primer lugar comentarte,que leo casi diariamente tu blog,a veces no tengo tiempo para contestarte.El mismo ,me sirve de ayuda ,pues expones las ideas con claridad,y explicas todo con sencillez,a mi me aporta formación.
    Comenta Vd. al final:Jorge eres un conservador, un carca, fascista, ultramontano y además te huele el aliento…
    Pues en mi opinión,nada de eso,Vd. es una persona valiente que llama las cosas por su nombre,y dice la verdad,y ya sabe Jorge la verdad algunos no la pueden soportar,prueba de ello es que ,nuestro Sr.Jesucristo por decirla,fue perseguido,buscaban la ocasión para apedrearle,y al final lo crucificaron..
    En mi opinión creo que como Vd.nos habla,como lo haría Jesucristo…
    Feliz Semana Santa,siempre que rezo le tengo presente en mis oraciones.
    Cuidese mucho,le necesitamos!
    Un saludo.

  5. karmenfl dijo:

    La ignorancia es atrevida, sí, pero proporciona un cierto estado de “entumecimiento” protector, que impide que el sujeto se muera de vergueza sumergido en el más completo ridículo, y todavía se pavonea pensando que es muy agudo…
    Algunos comentaristas deberian limitarse a los crucigramas o el horóscopo…

  6. Miguel Ángel dijo:

    La religión católica es de libre elección, no se impone ni se obliga a nadie a procesarla y eso no lo pueden decir todas las religiones que existen en el mundo, por lo tanto una cosa que puedes elegir practicar depende de tí aceptarlo o no y eso se llama libertad.Que hay que seguir unas normas, pues claro como en todo, también hay que hacer cola en el supermecado y a veces es molesto pero así funciona todo.También se olvida que aunque la institución es santa está dirigida por hombres a los cuales se les pide siempre una perfección casi angelica y eso es un error. Como siempre se olvida lo fundamental, la fe, eso que nos hace creer en la palabra de cristo y nos hace ser iglesia y el que no le guste pues en su derecho está de decir lo que quiera, lo que no puede esperar es que la Iglesia no tenga derecho a dar su opinión de lo que diga cada cual, porque eso también es censura. A no ser que la Iglesia no tenga derechos, pero sería una contradicción pedir derechos para uno y negarselos a los demás. En resumen que cada uno escriba lo que quiera y que sepa que se puede cuestionar su verdad, no solo por parte de la iglesia sino por parte de todo el mundo…

  7. Barbieri dijo:

    Gracias por poner blanco sobre negro algo tan claro y sencillo,
    Que pases una buena Semana Santa.

  8. carolgar dijo:

    Bravo bravo y bravo, descubri su blog por casualidad y es sencillamente GENIAL No me lo pierdo , creo que me he convertido en adicta a él. Enhorabuena por la claridad, sencillez y humor con que expone los argumentos

  9. Si todos los clerigos y asimilados fueran de una pureza perfecta
    ¿Para qué la Iglesia?
    La doctrina de Jesús es impecable y sublime, y así lo reconocen sus enemigos aunque ante la fuerza de la verdad.
    Los hombres somos …eso… los hombres.
    Pecadores perdidos.
    No vamos a Cristo porque somos buenos, sino porque somos… como somos,.
    Lo que tienen muchos teólogos de los que me abstengo a citar es mucho cuento.
    Y destacar.
    Yo he leído a muchos y bastantes teologías sistemáticas, como corresponde a un militante cristiano algo informado, y he visto más tonterías que pelos en la cabeza. Muchas de verdad.
    Bueno, usted lo ha dicho mejor.

  10. pepa dijo:

    Una vez más, gracias Jorge. Me remito a lo que ya comenté en más de una ocasión: Más catecismo, y menos originalidades. Un abrazo.

  11. maribelad87 dijo:

    Estoy totalmente de acuerdo en todo lo que expones excepto en el penúltimo punto: Jorge eres….

Los comentarios están cerrados.